932 490 788

Ganar tiempo: la táctica de las aerolíneas para no cancelar indemnizaciones

Ganar tiempo: la táctica de las aerolíneas para no cancelar indemnizaciones

Muchas aerolíneas evaden las denuncias y quejas de los pasajeros para las indemnizaciones de vuelos perdidos y retrasados atendiendo solamente un 2% de todas las reclamaciones que llegan. Aplican una táctica de desgaste, donde al ganar tiempo el pasajero se fatiga y agota olvidándose de la denuncia. Muchos usuarios terminan optando por recurrir a un grupo de abogados especialistas para llevar sus quejas hasta los tribunales y así lograr obtener el pago.

El juego

Todas las aerolíneas que vuelen sobre los cielos de la Unión Europea deben atenerse a indemnizar con hasta 700 euros a los usuarios que presenten retrasos en su viaje. EasyJet acumuló el año pasado más de 120 millones de euros en compensaciones por vuelos retrasados y cancelados. Este dinero debería encontrarse en manos de sus pasajeros afectados y solo han tomado en cuenta quizás un poco más del 2% de sus denuncias.

Si bien para muchas otras aerolíneas es fácil obtener compensaciones sin un soporte legal resulta prácticamente imposible lograr que los usuarios de EasyJet logren una indemnización después de sufrir algún problema en sus vuelos, a no ser que dispongan de apoyo de abogados con amplios conocimientos en el área.

Fuerte apoyo legal

Una compensación acompañada y asesorada por un departamento especializado en protección y defensa de los derechos de los usuarios tiene ocho veces más posibilidades de llegar lejos a diferencia de aquellas que no lo están. La mayoría retrasa la respuesta de esta petición con la intención de que el cliente renuncie, pero se debe hacer justicia y obtener el dinero perdido por una mala gestión de las aerolíneas.

Conoce tus derechos

Estas prácticas deben ser sancionadas porque las aerolíneas se ahorran un montón de dinero que debería estar en los bolsillos de los pasajeros. Todas las denuncias deben ser atendidas y las empresas amonestadas para que no incurran en este tipo de deshonrosas tácticas.

Es importante que los pasajeros conozcan todos sus derechos al momento de coger un avión, sabiendo que pueden reclamar su compensación hasta tres años luego del incidente teniendo como margen del reclamo hasta 700 euros por persona. No es sencillo, pero las agencias de protección al usuario hacen lo posible por velar los intereses de los pasajeros. Solo en circunstancias extraordinarias como el brusco cambio de las condiciones climatológicas, las emergencias médicas o causas similares, la aerolínea no está obligada a pagar por los percances.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *